Día del Padre: Tres métodos anticonceptivos para el hombre

¿Anticonceptivos para el hombre? -Sí, – ¿Por qué no? A propósito del Día del Padre es sensato reflexionar sobre la planificación familiar, que también debe ser considerada por el género masculino y así evitar una posible procreación a destiempo o no deseada, que desencadene en el abandono de los hijos.

Al indagar sobre el tema nos sorprenden las respuestas, ya que las opciones anticonceptivas para el hombre son, en extremo, escazas, a pesar de que vivimos en tiempos en los que la ciencia tiene tantos descubrimientos han sido insuficientes para ampliar la gama de productos al respecto.

¡Solo hay dos! Y el tercero, es cuestionable, más si se pone en contexto en culturas en las que la población masculina hace alarde de las tantas veces que tiene sexo con una y con otra mujer. Pero la realidad es la realidad y hay que ajustarse a ella. Los que no quieran tener hijos o detenerse con los que tienen, sepan que solo cuentan con dos métodos: uno temporal, que es el uso de preservativos y, otro el definitivo, que es la vasectomía, explica el doctor Hensel Peralta, urólogo del Centro Médico de Diabetes, Obesidad y Especialidades (CEMDOE).

Aclara que con el preservativo hay que tomar en cuenta que se puede romper o venir con algún defecto de fábrica, dándole oportunidad a la fertilidad; mientras que con la vasectomía hay un muy bajo porcentaje de que falle. Contrario a lo que falsamente se escucha ninguno de estos afecta la potencia que es la que permite la erección, lo cual es diferente a la capacidad de concebir, indica el doctor.

Expandir imagen
Infografía

Sobre los efectos secundarios que podrían tener ambos, Peralta dice que los preservativos pueden causar irritación o alergia en el área y la vasectomía solo el dolor luego de la cirugía.

Pero existe el vasalgel (inyección) y unas pastillas que se anunciaron este año (2022) ¿por qué no las considera como opciones? – “El Vasalgel  no es un método aprobado por la Sociedad Americana y Europea de Urología. La pastilla, hasta que no salga concretamente al mercado, no tenemos base científica suficiente para saber los efectos que pueda tener”.

El tercer método que es tan efectivo como cuestionable es la abstinencia. Cuestionable cuando se pone de frente a la falta de concienciación. El especialista trae a consideración que en la actualidad ya no se tienen 15 y 20 hijos, lo cual va ligado a la educación. “Muchas veces los pacientes tienden a no utilizar el preservativo, por sentir un mayor placer, pero también eso va de la mano con que pueda salir embarazada. Es un tema un poco ambiguo, pues si no quieren tener hijos lo ideal debe ser la abstinencia”.

Aunque habría que contemplar la posibilidad de que ese control de natalidad se deba a la conciencia femenina que, en caso de una paternidad fallida, la madre se ve en la obligación de asumir la responsabilidad de los hijos.

 Si has llegado a leer hasta aquí seguro te estarás preguntando si es falta de voluntad de la científica médica la razón por la que solo haya dos tipos de anticonceptivos para el hombre. La respuesta es no; lo que ocurre, es que “es mucho más complejo suprimir la producción de millones de espermatozoides diarios (en el hombre), que inhibir una ovulación al mes (en la mujer)”, afirma Vivian Brache, gerente de Investigaciones Biomédicas de Profamilia, en un artículo publicado por esa entidad, en el que da razón de por qué no tienen anticonceptivos hormonales para hombres.